Occidente, una fábrica de monstruos yihadistas

“Occidente creó los más horribles monstruos, invirtió miles de millones de dólares en ellos, los armó, les dio entrenamiento militar avanzado, y luego los dejó sueltos. Los países que están produciendo terrorismo, Arabia Saudita y Qatar, son algunos de los más cercanos aliados de Occidente, y nunca han sido castigados por la exportación de terror en todo el mundo musulmán.”

yihadistas2_816x544

Andre Vltchek
Counterpunch

Hace cien años, hubiera sido inimaginable ver a un par de musulmanes entrar en una cafetería o subir a un vehículo de transporte público y luego volarse, matando a decenas de personas. ¡O masacrar al personal de una revista satírica en París! Cosas así simplemente no ocurrían.

Al leer las memorias de Edward Said, o si hablas con hombres y mujeres ya de edad en el este de Jerusalén, se ve claramente que la sociedad palestina era mayoritariamente laica y moderada. Se preocupaban de la vida, la cultura, e incluso la moda, más que de los dogmas religiosos.

Lo mismo podría decirse de muchas otras sociedades musulmanas, por ejemplo las de Siria, Irak, Irán, Egipto e Indonesia. Las fotos antiguas hablan por sí solas. Por eso es tan importante mirar cuidadosamente, una y otra vez, las viejas imágenes.

El Islam no es sólo una religión; también es una gran cultura, una de las más extendidas de la Tierra, que ha enriquecido a nuestra humanidad con algunos de los logros científicos y arquitectónicos más importantes y un sinnúmero de descubrimientos en el campo de la medicina. Los musulmanes han escrito una poesía exquisita, y compuesto una música hermosísima. Pero, sobre todo, han desarrollado algunas de las primeras estructuras sociales en el mundo, que incluían grandes hospitales públicos y algunas de las primeras universidades, como la Universidad de Qarawiyyin en Fez, Marruecos.

La idea de lo “social” era natural para muchos políticos musulmanes, y si el Occidente no hubiera interferido tan brutalmente al derrocar a los gobiernos de izquierda y poner en el trono a aliados fascistas de Londres, Washington y París, casi todos los países musulmanes, entre ellos Irán, Egipto e Indonesia, probablemente serían hoy socialistas, guiados por un grupo de dirigentes moderados en su mayoría laicos.

En el pasado, un sinnúmero de líderes musulmanes se levantaron contra el control occidental del mundo, y eminentes figuras, como el presidente de Indonesia, Sukarno Ahmet, eran cercanas a los Partidos Comunistas y sus ideologías. Sukarno incluso forjó un movimiento antiimperialista mundial, el movimiento de No Alineados, que fue públicamente definido en la Conferencia de Bandung en Indonesia, en 1955.

Esto, en marcado contraste con las élites conservadoras orientales cristianas, que en su mayoría se sentían muy a gusto con los gobernantes fascistas y colonialistas, con las monarquías, los comerciantes y los grandes oligarcas empresariales.

Para el Imperio, la existencia y la popularidad de los gobernantes musulmanes progresistas, marxistas, que gobernaban en países del Medio Oriente o ricos en recursos como Indonesia, era algo claramente inaceptable. Si decidían utilizar las riquezas naturales para mejorar la vida de sus pueblos, ¿qué iba a quedar para el Imperio y sus empresas? Había que pararlos por todos los medios. El Islam fue dividido e infiltrado de radicales y cuadros anticomunistas a los que no les importaba el bienestar de su pueblo.
***
Casi todos los movimientos radicales en el Islam de hoy, en cualquier parte del mundo, están vinculados con el wahabismo, una secta ultra-conservadora y reaccionaria del Islam controlada por las políticas de Arabia Saudita, Qatar y otros aliados incondicionales de Occidente en el Golfo.

Citamos al Dr. Abdullah Mohammad Sindi:

“Está demostrado históricamente que sin la ayuda británica ni el wahabismo ni la Casa de los Saud existirían hoy. El wahabismo es un movimiento fundamentalista-británico inspirado en el Islam. A través de su defensa por parte de la Casa de Saud, EE.UU. también apoya el wahabismo, directa e indirectamente, independientemente de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001. El wahabismo es violento, derechista, ultra-conservador y rígido, extremista, reaccionario, sexista e intolerante… ”

Occidente dio todo su apoyo a los wahabíes en la década de 1980. Ellos fueron manejados, financiados y armados, después de que la Unión Soviética fuera barrida de Afganistán en una amarga guerra que duró de 1979 a 1989. Como resultado de esta guerra, la Unión Soviética se derrumbó, exhausta, tanto económica como psicológicamente.

Los muyahidines que combatían a los soviéticos, así como al gobierno de izquierda de Kabul, fueron alentados y financiados por Occidente y sus aliados. Venían de todos los rincones del mundo musulmán, para luchar en una ‘guerra santa’ contra los infieles comunistas.

Según los archivos del Departamento de Estado de Estados Unidos:

“Contingentes de los llamados árabes afganos y combatientes extranjeros deseaban emprender la yihad contra los comunistas ateos. Destacaba entre ellos un joven saudí llamado Osama bin Laden, cuyo grupo árabe finalmente se convirtió en al-Qaeda”.

Grupos radicales musulmanes creados y repartidos por varios países musulmanes por parte de Occidente forman parte de al-Qaeda y, más recientemente, de ISIS (grupo también conocido como ISIL). ISIS es un ejército extremista que nació en los “campos de refugiados” en las fronteras sirio /turca y sirio/jordana, y que fue financiado por la OTAN y Occidente para luchar contra el (laico) gobierno sirio de Bashar al-Assad.

Estos grupos radicales implantados han estado sirviendo a varios fines. Occidente los utiliza como cipayos en las guerras que está librando contra sus enemigos, que son los países que todavía se enfrentan a la dominación absoluta del Imperio en el mundo. Más tarde, cuando estos ejércitos extremistas ‘acaban totalmente fuera de control’ (y siempre lo estarán…), podrán servir como espantajos y como justificación de la “guerra contra el terror” o, como cuando ISIS tomó Mosul, como excusa para la renovación del reenganche de las tropas occidentales en Irak.

Historias sobre los grupos musulmanes radicales han desfilado constantemente por las primeras páginas de los periódicos y revistas, por las pantallas de la televisión, recordando a los lectores “lo peligroso que está realmente el mundo “, ” la importancia de la participación occidental ” y, en consecuencia, cómo es importante la vigilancia, cuán indispensables son las medidas de seguridad, así como los tremendos presupuestos para las guerras de ‘defensa’ contra tantos estados canallas.

De ser una civilización pacífica y creativa, que propendía hacia el socialismo, las naciones musulmanas y el propio Islam, se encuentran de repente como descarriladas, engañadas, manipuladas, infiltradas por penetraciones religiosas e ideológicas extrañas, y transformadas por los ideólogos y propagandistas occidentales en una ‘tremenda amenaza “; transformadas en el culmen y el símbolo del terrorismo y la intolerancia.

La situación se ha vuelto completamente grotesca, pero la cosa no está para bromas; ¡demasiadas personas han muerto como resultado; muchas cosas se han destruido!
Indonesia es uno de los ejemplos históricos más llamativos de cómo funcionan realmente estos mecanismos de destrucción de los valores musulmanes progresistas.

En la década de los 50 y comienzos de los 60, EE.UU, Australia y Occidente en general, estaban cada vez más «preocupados» por la posición antiimperialista e internacionalista progresista del presidente Sukarno, y por la creciente popularidad del Partido Comunista de Indonesia (PKI). Pero aun más lo estaban, por el cariz progresista, socialista y moderado del Islam indonesio, que se fue aliando claramente con los ideales comunistas.

Ideólogos cristianos anti-comunistas y “planificadores”, entre ellos el famoso jesuita Joop Beek, se infiltraron en Indonesia. Crearon organizaciones clandestinas, algunas de ideología paramilitar, lo que ayudó a Occidente a planificar el golpe de Estado de 1965 que costó la vida de entre 1 y 3 millones de personas.

Elaborada en Occidente, la propaganda anti-comunista y anti-intelectual extremadamente eficaz difundida por Joop Beek y sus cohortes, también ayudó a lavar el cerebro de muchos miembros de grandes organizaciones musulmanas, impulsándolos a unirse a la eliminación de izquierdistas, inmediatamente después del golpe. Pocos sabían que el Islam, no sólo el comunismo, había sido elegido como el principal objetivo de la “quinta columna” pro-occidental y cristiana en el interior de Indonesia; más precisamente, el objetivo era el de tendencia izquierdista, liberal del Islam.

Después del golpe de 1965, el dictador fascista patrocinado por Occidente, el general Suharto, recurre a Joop Beek como su asesor principal. También se ayudó ideológicamente de “discípulos” de Beek. Económicamente, el propio régimen se relacionó con magnates de negocios, principalmente cristianos, entre otros, Liem Bian Kie.

En el país musulmán más poblado del mundo, Indonesia, los musulmanes fueron dejados de lado, sus partidos políticos ‘no fiables’, prohibidos durante la dictadura, y tanto la política (encubiertamente) como la economía (abiertamente) cayeron bajo el control estricto de la minoría pro-occidental cristiana. A día de hoy, esta minoría controla una compleja y venenosa red de guerreros anti-comunistas, los cárteles y mafias empresariales estrechamente unidas, los medios de comunicación y educativos, “incluidas escuelas religiosas privadas, así como los propagandistas religiosos corruptos (muchos jugaron un papel importante en la masacre de 1965) y otros colaboradores tanto del régimen local como del global.

El Islam en Indonesia se ha reducido a una mayoría silenciosa, la mayor parte pobres y sin influencia significativa alguna. Sólo aparece en los titulares internacionales cuando sus frustrados militantes vestidos de blanco van a destrozar bares, o cuando sus extremistas, muchos relacionados con los muyahidín y la guerra afgano-soviética, atentan contra clubes nocturnos, hoteles o restaurantes en Bali y Yakarta.

Pero ¿son ellos en realidad los que hacen todo esto?

El ex presidente de Indonesia y clérigo musulmán progresista, Abderramán Wahid (expulsado de su cargo por las élites), me dijo una vez: ”
Yo sé quién voló el Hotel Marriott de Yakarta. No fue un ataque de los islamistas; fueron los servicios secretos de Indonesia, con el fin de justificar su existencia y el presupuesto, y para complacer a Occidente”.

“Yo diría que el imperialismo occidental no sólo es que haya forjado una alianza con estas facciones radicales, simplemente las creó”, me dijo en Londres un amigo mío, el líder intelectual musulmán progresista, Ziauddin Sardar.

Y continuó:
“Tenemos que darnos cuenta de que el colonialismo hizo mucho más que daño a las naciones y las culturas musulmanas. Jugó un papel importante en la represión y la eventual desaparición del conocimiento y el aprendizaje, del pensamiento y la creatividad, de las culturas musulmanas. El encuentro colonial comenzó por apropiarse del conocimiento y el aprendizaje del Islam, que se convirtió en la base del ‘Renacimiento europeo” y la “Ilustración” y terminó por erradicar este conocimiento y el aprendizaje de las sociedades musulmanas y de su propia historia. Lo hizo tanto mediante la eliminación física -la destrucción y el cierre de las instituciones de enseñanza, la prohibición de ciertos tipos de conocimientos indígenas, matando a pensadores y eruditos locales- como reescribiendo la historia como historia de la civilización occidental en el que se subsumen todas las historias secundarias de otra civilización”.

¡Desde las esperanzas de los años de la II Guerra Mundial, hasta la oscuridad total actual, ha mediado un largo y terrible viaje!

El mundo musulmán está herido, humillado y confundido, casi siempre a la defensiva.

Mal comprendido por los extranjeros y muchas veces ni siquiera por su propio pueblo, se ve obligado con frecuencia a confiar en las opiniones occidentales y cristianas del mundo.
Lo que solía hacer a la cultura del Islam tan atractiva – la tolerancia, el aprendizaje, la preocupación por el bienestar de la gente – ha sido cercenado del reino musulmán, destruido desde el extranjero. Lo que quedó fue sólo la religión.

Ahora la mayoría de los países musulmanes están gobernados por déspotas, por camarillas militares o por corruptos. Todos ellos estrechamente vinculados con Occidente, con su sistema e intereses.

Igual que lo hicieron en otras grandes naciones e imperios de Sudamérica y Centroamérica, así como de África, los invasores y colonizadores occidentales lograron aniquilar totalmente las grandes culturas musulmanas.

Lo que lo reemplazó no fue sino la codicia, la corrupción y la brutalidad.
Parece como que todo lo que se basa en fundamentos distintos a los cristianos lo está reduciendo a polvo el Imperio. Sólo las culturas más grandes y más resistentes siguen sobreviviendo.

Cada vez que un país musulmán intenta volver a su esencia, para vivir a su manera, socialista o de orientación social – ya sea Irán, Egipto, Indonesia, o mucho más recientemente, Irak, Libia o Siria -, es feroz y salvajemente reprimido y destruido.

La voluntad de sus pueblos es destrozada sin contemplaciones, y las elecciones democráticamente expresadas son derrocadas.

Durante décadas, a Palestina se le ha negado la libertad, así como sus derechos humanos básicos. Tanto Israel como el Imperio escupen sobre su derecho a la libre determinación. El Pueblo palestino está encerrado en un gueto, humillado y asesinado. La religión es todo lo que a algunos de ellos les queda.

La “primavera árabe” se desvió y terminó casi en todas partes, desde Egipto a Bahrein, con los viejos regímenes y con la vuelta al poder de los militares.

Al igual que los africanos, los musulmanes están pagando un precio terrible por haber nacido en países ricos en recursos naturales. Pero también son tratados brutalmente por tener, junto con China, la civilización más grande en la historia, que eclipsó todas las culturas de Occidente.

El Cristianismo ha saqueado y brutalizado al mundo. El Islam, con sus grandes sultanes como Saladino, se levantó contra de los invasores y por la defensa de las grandes ciudades de Alepo y Damasco, El Cairo y Jerusalén. Pero en general, estaba más interesado en la construcción de una gran civilización, que en el saqueo y las guerras.

Ahora casi nadie en Occidente sabe nada de Saladino ni de los grandes logros científicos, artísticos o sociales del mundo musulmán. Ahora sí, todo el mundo está “bien informado” sobre ISIS. Por supuesto que saben del ISIS sólo como un ‘grupo extremista islámico “, no como una de las principales herramientas occidentales utilizadas para desestabilizar el Oriente Medio.

‘Francia está de luto’ por la muerte de los periodistas en las oficinas de la revista satírica, Charlie Hebdo (¡sin duda un crimen terrible!). En toda Europa, es de nuevo el Islam el que está siendo representado como brutal y militante, y no Occidente con su post-Cruzada, con sus doctrinas fundamentalistas cristianas que siguen derrocando y masacrando a todos los gobiernos y sistemas moderados, laicos y progresistas del mundo musulmán, dejando a los musulmanes a merced de fanáticos desquiciados.

En las últimas cinco décadas, alrededor de 10 millones de musulmanes han sido asesinados debido a que sus países o no se someten al Imperio, o no lo sirven de manera incondicional, o simplemente estaban en el camino. Las víctimas eran indonesios, iraquíes, argelinos, afganos, paquistaníes, iraníes, yemeníes, sirios, libaneses, egipcios, o ciudadanos de Malí, Somalia, Bahréin y de otros muchos países.

Occidente creó los más horribles monstruos, invirtió miles de millones de dólares en ellos, los armó, les dio entrenamiento militar avanzado, y luego los dejó sueltos.

Los países que están produciendo terrorismo, Arabia Saudita y Qatar, son algunos de los más cercanos aliados de Occidente, y nunca han sido castigados por la exportación de terror en todo el mundo musulmán.

Visto desde el Medio Oriente, parece que Occidente, al igual que durante las cruzadas, tiene como objetivo la destrucción absoluta de los países musulmanes y la cultura musulmana.

En cuanto a la religión musulmana, el Imperio sólo acepta sus aspectos más vergonzantes – aquellos que aceptan el capitalismo extremo y la posición global dominante de Occidente. El único cliché tolerable del Islam es el fabricado por el propio Occidente y por sus aliados en el Golfo, destinado a luchar contra el progreso y la justicia social; el que está devorando a su propio pueblo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en IMPERIALISMO. Guarda el enlace permanente.

33 respuestas a Occidente, una fábrica de monstruos yihadistas

  1. Raul dijo:

    Atentamente, los analistas monotematicos de RT, Voltaire, HispanTV, Al Manar, Kaosenlared y Telesur. Comprendo ahora a M.N, siempre dando una catedra brillante y lucida, que estos palurdos y energumenos ignorantes no aprecian, ellos prefieren las explicaciones para dummies de blogs manejados por juntalentras y hombrepajistas que viven del ad ignorantiam y del ad nauseam.

  2. Raul dijo:

    Días pasados alguien, que no comparte nuestros puntos de vista respecto a la interpretación de los atentados del 11S y del 11M, nos manifestaba que cada día que pasa nos encontramos más solos en nuestra posición de considerar a tales hechos como acciones de guerra en contra de Norteamérica.
    En efecto, simultáneamente con la cotidiana aparición de siempre nuevas “revelaciones” que nos ponen en evidencia de manera ya casi irrebatible para muchos que se ha tratado de un montaje pergeñado por los mismos norteamericanos para encontrar un justificativo a fin de ocupar distintos países del mundo, como Irak y Afganistán, consecuentemente son cada vez más quienes creen en ello, en especial entre los que se encuadran en contra de los EEUU, no habiendo grupo o personalidad política e ideológica que no lo sostenga ya abiertamente.
    Sin embargo debemos confesar que, a pesar de ser cierto que en el terreno de lo que ha dado en llamarse como el pensamiento alternativo (1) nos sentimos casi solos en nuestra caracterización de estos hechos y en nuestra aceptación de lo que tales sectores califican como la “versión oficial” sobre los acontecimientos, a veces nos surgen aliados insospechados en nuestras posturas que nos permiten ahondar en las reflexiones y brindarnos más elementos a favor del punto de vista que sustentamos. El conocido escritor liberal peruano Mario Vargas Llosa en un reciente discurso titulado Confesiones de un liberal (La Nación, 29-5-05) nos acaba de entregar un apoyo impensado. En efecto al autor le llama poderosamente la atención, cosa que en cambio no sucede curiosamente con los sectores alternativistas antes mencionados, cómo gran parte de estas posturas antinorteamericanas que ponen el acento en el cinismo del gobierno de tal país, capaz de cometer las acciones de terrorismo más inmorales y sanguinarias con tal de justificar sus intervenciones por el mundo, hayan surgido masivamente en el seno mismo del territorio norteamericano (nos cita entre otros los casos de Oliver Stone, Michel Moore, Chomsky, etc.) y que además, por si ello fuera poco, las mismas gozan de un poder de difusión pocas veces visto. Quienes hoy sostienen por ejemplo que el 11S fue un montaje cuentan con una cantidad de medios para hacerlo como por ejemplo no los tuvieron por décadas enteras aquellos que sostenían que también Pearl Harbour lo fue. Es de resaltar que en la actualidad los libros y publicaciones que nos hablan de la “gran impostura” acontecida en el 2001 son publicados y difundidos por las principales editoriales del planeta en todas las lenguas, convirtiéndose rápidamente en best sellers, y además es dable señalar la paradoja de que tales medios de prensa pertenecen a los mismos grupos económicos que se encuentran también detrás de la política exterior norteamericana. Nosotros podríamos agregar también que no solamente tales pretendidas obras ‘antiyanquis’ provienen del mismo riñón de los Estados Unidos, sino también una serie de campañas periodísticas, como la reciente de la revista Newsweek, dirigidas hacia la denuncia de torturas en las cárceles de tal país, y otras cosas similares, las que tienen todas una misma matriz. Al respecto no deja de ser llamativa la conclusión que el autor saca en relación a lo aquí relatado. Él opina que en el fondo tal tipo de corriente es antinorteamericana tan sólo en apariencias pues es expresamente fomentada por la misma CIA para poder manipular en función de sus intereses a una opinión pública “tercermundista”, la que siempre le sería adversa, pero que, ante tal circunstancia irreversible, al menos resultaría oportuno dirigirle su protesta hacia un terreno que resulte conveniente para los Estados Unidos.
    Merece una atención especial dicho aserto en la medida en que es formulado por alguien que se confiesa admirador de la democracia norteamericana y que por lo tanto de ninguna manera puede ser sospechado como un enemigo de tal país. Es la primera vez que se afirma, mas allá de este Centro de Estudios, que, así como es factible pensar que los atentados fueron un montaje, también se lo puede hacer, en virtud de estos ingentes medios económicos empleados, respecto de quienes se preocupan en extremo por ponerlo en evidencia. Lo único que resultaría irrebatible, a no ser que consideremos que rige el principio de contradicción, es que uno solo de ellos realmente lo es y el otro en cambio no lo es en manera alguna. Y que la inteligencia norteamericana es la primera en estar interesada en convencernos de la veracidad o falsedad de alguno de ellos.
    Por tal razón el tema a debatir en la actualidad no es si existe o no un montaje, sino cuál de los dos lo es realmente. Si el que el que manifiesta que fue el gobierno norteamericano el que se destruyó las Torres o el que en cambio sostiene que fue el fundamentalismo islámico quien lo hizo y que el montaje consiste justamente en negarlo. Llamaremos al primero como el montaje de la justificación, en tanto que es aquel que, tal como el nombre lo dice, sostiene que la causa del mismo es la intención de hallar una excusa moral para alcanzar ciertos objetivos. En cambio al otro, que sostiene lo contrario, lo llamaremos como del éxito, en tanto que lo que más le interesa es el triunfo de sus objetivos con independencia de cualquier justificación. Con respecto a los primeros, en razón de las principios que sostienen, diremos que los mismos juzgarían como sumamente inverosímil pensar que Norteamérica quiera que se crea que se destruyó las Torres. A tal objeción contestamos rápidamente que en tanto no es una moral de la justificación lo que moviliza al régimen yanqui, más que preocuparle que se piense que es una nación inescrupulosa (en verdad eso es justamente lo que le interesa), lo que éste desea en cambio es que no se considere la posibilidad de que existe en el mundo un enemigo capaz de infligirle daño alguno de significación. Que se acepte a rajatabla, tal como permanentemente nos mientan sus películas y series de Hollywood, que su tecnología es imbatible y que, si alguien se atreve a franquear los límites que nos ha impuesto, se hace pasible de los males más terribles (entre ellos la tortura y el confinamiento en el campo de concentración de la isla de Guantánamo, incesantemente resaltados por la prensa norteamericana).
    A su vez quienes formulan en cambio la hipótesis de la necesidad de un justificativo moral para invadir el mundo tropiezan con una serie de inconvenientes. El primero de ellos es el de considerar que se trata de un país preocupado por convencer más que por vencer. Norteamérica ha sustituido la ética de justificación por la del éxito que emana de la fuerza que esgrime. Vayamos a un ejemplo concreto que sin duda alguna ayudará a desarmar el argumento del montaje en la destrucción de las Torres. Se sabe que cuando se invadió Irak se esgrimió la excusa de la existencia de “armas de destrucción masiva” por parte del régimen de Saddam. Luego, una vez que fuera ocupado tal territorio, se dijo que no se encontraron. Les preguntamos a los del primer montaje ¿cómo explicar que si se tomaron el trabajo de demolerse las Torres, el Pentágono, poner en vilo permanente a la población norteamericana, hasta al mismo Capitolio y a la Casa Blanca, todo para invadir Afganistán, en cambio no fueron capaces o mejor aun no quisieron inventar unas pruebas en el territorio ocupado de Irak? Si la moral de la justificación hubiese sido lo que primaba ésa tenía que haber sido la actitud a tomar en coherencia con el “montaje” del 11S.
    Pero como en realidad la única moral que le interesa a Norteamérica es la del éxito, no solamente no inventaron las pruebas sino que tampoco se retiraron ni lo repusieron a Saddam en el poder una vez que se comprobara que no existían las armas aludidas, tal como hubiera correspondido de acuerdo a tal moral. Desde el punto de vista de sus intereses propios de la ética del éxito no se equivocaron en no producir montaje alguno puesto que los países europeos, Rusia y el Vaticano, en un primer momento duros críticos de la acción norteamericana en tanto dudaban de la existencia de tales ‘pruebas’, tampoco exigieron que así se hiciera, sino lo contrario. Una vez que el ocupante yanqui obtuviera el “éxito” en las elecciones democráticas en Irak, una vez que los medios pudieron mostrarnos la imagen entusiasta de la mujer con el dedo manchado con tinta votando por primera vez, no sólo no se retiraron ni se les exigió que así lo hicieran, sino que hasta recibieron las felicitaciones de los que antes los habían criticado.
    Estamos totalmente de acuerdo con los difusores de la teoría del montaje que los norteamericanos son expertos en operaciones de tal tipo y que la guerra principal que ellos han venido realizando es psicológica y cultural más que militar. Discrepamos en cambio con el tipo de montaje que les atribuyen. No es que ellos quieran mostrarnos que hay personas malvadas que hacen atentados a los cuales hay que combatir y eliminar, sino, a la inversa, los montajes se hacen porque esas personas, que son sus enemigos verdaderos, existen y ellos deben mostrarnos que, si bien deben ser combatidos, pueden muy poco en su contra, pues la propia nación es omnipotente.
    Finalicemos con otros dos sospechosos montajes lamentablemente no tenidos en cuenta por los teóricos de la justificación. En la semana pasada hubo dos explosiones muy extrañas que inutilizaron por un día entero el funcionamiento completo de la ciudad de Moscú y la sede del Banco Mundial. Si la teoría del montaje en tanto justificativo moral hubiese estado funcionando en las altas esferas del poder que maneja sea a Rusia como a Norteamérica, se tendría que haber dicho que fue Al Qaeda la que efectuó ambas acciones; ello se tendría que haber hecho para seguir sembrando el miedo por el mundo y buscar así “justificativos” para ocupar el planeta entero. En cambio en los dos casos se dijo que fueron accidentes. Si en cambio sostenemos la otra teoría del montaje en relación al éxito podríamos decir que la posibilidad es la inversa. Fue Al Qaeda la que lo hizo, pero a la propaganda no le conviene que se crea tal cosa. Lo cual no deja de ser más verosímil en razón de los simultaneo y misterioso de ambas acciones.

    Son muchas las personas afines a nosotros en el pensamiento alternativo que sostienen la teoría del montaje de la justificación. En la Argentina podemos mencionar entre otros al periódico Patria Argentina, a Adrian Salbuchi, en Chile a Miguel Serrano y a la revista Ciudad de los Césares, en España a figuras como Ernesto Milá entre otros. Sin contar a los nutridos grupos de la Nueva Derecha y nacional comunistas desparramados por Europa entera.

    Marcos Ghio

    Buenos Aires, 30-5-05

    • M.N. dijo:

      Estimado Raúl: lo que nos dice Marcos Ghio es muy complicado para la gente del común, la gente del común no puede aceptar nada que requiera salirse del código binario, el calculo de probabilidades nos produce desconfianza, incluso pavor.

      Por los fallos e incongruencias de la investigación, la teoría del auto-atentado tiene muchos adeptos, ya que a esas lagunas se añade la imagen de invencibilidad de la que presumen los EEUU y que los mismos “progresistas” han asimilado interiormente, los primeros de todos, los comunistas de la URRSS en los años 80. Pero pudieron haberlo ejecutado los servicios secretos israelíes, capacidad no les falta, o cualquier otro grupo, norteamericano o de otro país. ¿Sería capaz un magnate useño de orquestar tal maremagum, ya sea para cobrar el seguro o para participar en los contratos estatales que la previsible respuesta norteamericana de seguro iban a generar? Quien sabe, pero que los yihadista fueran los ejecutores cuesta de creer, nos dicen que no eran capaces de pilotar bien, aunque se que hay quien dice ahora que si, pero lo cierto es que no sabemos a ciencia cierta quienes fueron los autores. Bin Laden nunca dijo que él mandara a realizar los atentados, sino que le impresionó ver las imagenes en la TV. Esto tiene que aclararnoslo Marcos Ghio. Yo pienso que si uno quiere responsabilizarse de un atentado, también tiene que tener interés en dar detalles de su autoría. ¿Porqué no lo han hecho?

      Sin pruebas contundentes casi que es mejor poner un interrogante sobre los atentados misteriosos del 11/S y seguir adelante. ¿Que más da, si no podemos estar seguros?

      Ahora bien, que algunos musulmanes empuñen un salasnikov y se lancen a destrozar todo lo que les recuerde a europeo, ruso, judío, chino o norteamericano sin disponer de un plan, de logística ni esperanzas racionales de victoria, me lo creo, ya lo creo que me lo creo. Con o sin nómina, con apoyo logístico o sin él, esta posibilidad es real y sin duda un gran problema para las grandes potencias del selecto “Club de la Bomba”, a fin de cuentas otros terroristas natos, como los antiguos marxistas, obligados por las “circunstancias”. Honestamente prefiero de todas todas a cualquier grupo u organización que actué basado en principio, mil veces antes que aquellos que actúa arteramente a la luz de la oscuridad mientras proclaman sus brillantes ideas, tan brillantes como carentes de todo principio.

      Lamentablemente no veo gran diferencia entre estos grupos yihadistas y los altos dirigentes de la modernidad. A esta gente le faltan unos cuantos hervores de Islam Tradicional, porque el Islam, como vía tradicional antepone la vida del más allá a la vida mundana, lo que quiere decir que la parte “política” es secundaria a la parte espiritual. Pero como sea que la espiritualidad islámica no está desligada de la vida de este mundo, valores universales como la prohibición de la usura y otros que afortunadamente si enarbolan los yihadistas, son ciertamente interesantes y loables, por lo que me temo que junto a los yihgadistas se aproveche para enterrar aún más a estos valores que deberían unirnos a todos. Lo mismo sucedió con los nacional-socialistas, el estupor de los campos de concentración ha servido para enterrar para siempre la lucha contra la usura global, entre muchas otras cosas que fallecieron con la caida del III Reich. Pero la forma de comportarse los yihadistaa en la guerra, la incorporación del católico takfirismo (la Iglesia Católica inventó aquello de que todo aquel que no comulgaba con el catolicismo era un hereje merecedor de la muerte, asistimos pues desolados a la incorporación de tan errado principio a las creencias de los islamistas) y su enemistad con el chiísmo y el sufismo son más que preocupantes, por no decir debilitadoras y repugantes. Es una lástima, pero vamos a tener que hacer uso de la paciencia hasta que aparezca un oponente realmente tradicional al mundo moderno. Y Dios sabe más.
      Por otro lado, popular o no, errado o no, se agradece enormemente la postura de Marcos Ghio por su capacidad de salirse del esquema binario en el que estamos estancados. Personalmente, debo ser el único que agradece tus comentarios. Y ya iremos comprobando por los acontecimientos, que es exactamente lo que estamos presenciando.

  3. Jesús dijo:

    Raúl: Ayer leí que el CNI tiene nada menos que 3.500 agentes en nómina.
    ¿No serás tú uno de ellos, eh?

    El tochazo que nos has metido haría reírse al mismísimo Larry Silverstein, propietario de las Torres Gemelas.

    • Mª Luisa dijo:

      Jesús, yo he podido llegar a la mitad. De todos modos conocía la teoría y es lógico pensar que los yanqui-sión quieran tenerlo todo bajo su control, para apoyarse en uno u otro extremo según la conveniencia del momento.

  4. Mª Luisa dijo:

    Tiene gracia lo de “poner en el trono a aliados fascistas de Londres, Washington y París”, cuando estos fueron los que derrotaron al fascismo. Y así nos va.

    • Jesús dijo:

      El fascismo, con todos sus errores y defectos, me parece menos brutal e inhumano que el sionismo. El fascismo fue derrotado por el sionismo y los fascistas ejecutados, asesinados y exterminados como alimañas. Hasta el objetivo escritor judío Curzio Malaparte describe los meses posteriores a la derrota del fascismo como “Auténtica caza del hombre en Europa”. Hitler, bien intencionado al principio, resulta indefendible a todas luces al anteponer su ego a la suerte del pueblo alemán permaneciendo aíslado e indiferente ante su horrible sufrimiento, pero entiendo y estimo el propósito de cualquier nación de intentar librarse de la esclavitud de la deuda perpetua e impagable. España paga diariamente CIEN MILLONES DE EUROS en concepto de intereses, y la deuda continúa aumentando hipotecando el futuro de las generaciones venideras. La palabra “fascismo” perdió hace tiempo cualquier significado excepto para la extrema izquierda y los antifosionistas que la utilizan con profusión para intentar criminalizar a cualquier persona que les moleste.

      • M.N. dijo:

        ¿Hitler antepuso su ego a la suerte del pueblo alemán? No se a que te refieres, es posible, pero deberías explicar el porqué, ya que ante la propuesta aliada de rendición incondicional, no había nada que pudiera hacer sino intentar obtener la victoria, de la que contra todo pronostico no andó muy lejos, apenas unos cuantos galones de carburante y un par de semanas. Si le hubieran ofrecido una paz consensuada a cambio de su vida y confinamiento, podríamos hablar de que antepuso su ego a la suerte del pueblo alemán, pero esa posibilidad nunca existió.

        Notable la creación de un nuevo vocablo: antifosionistas.

  5. Amira dijo:

    No hay que olvidar tampoco que las ideas progresistas, el laicismo, el socialismo, son tan ajenas (y coloniales) al mundo musulmán como el islamismo político. Yo también creo que el colmo de los males ha resultado ser el islamismo político oportunamente fomentado desde occidente, pero tampoco hay que caer en la miopía de querer ver en el mundo musulmán post colonial lo que podría haber sido una deriva similar a la del occidente laico, porque en el mundo musulmán el laicismo nunca fue del todo bienvenido. Las sociedades musulmanas son profundamente religiosas y entienden la religión como orden social. El laicismo, el socialismo, la democracia, mal que les pese a los “musulmanes progresistas” atentan contra ese orden, que es el que los muslmanes viven como propio y válido. El Islam no necesita de estas ideas del occidente moderno y secular porque en la tradición islámica existe la tolerancia religiosa, la convivencia de credo, la libertad de conciencia, la socialización de medios como la energía y el agua, la regulación de la justicia social a través de la administración y la aplicación de las leyes del comercio, la toma de decisiones consensuadas, la consulta en cuestiones de interés general, etc, etc. El problema es que el Islamismo político se ha robado las banderas del Islam y pretende volver a un Islam despojado de toda su riqueza jurídica en casi todos los asuntos, y sobretodo despojado del espíritu del Islam. Es exactamente como dice el artículo el cliché sobre el Islam que Occidente necesita para ahogar al mundo islámico en una disyuntiva que no es más que una proyección suya: el tener que elegir entre el progresismo secular y un orden religioso distorsionado y arbitrario.

    • Jesús dijo:

      Gracias Amira por tus explicaciones pero no veo ninguna utilidad en importar el islam e instaurarlo en Europa. Me parece bien el islam a condición de que no introduzcan en nuestra sociedad su rígida severidad y su brutalidad punitiva. Te recuerdo que aquí en Europa nuestras mujeres, para bien o para mal, no son perseguidas por sus adulterios, sus divorcios, sus anticonceptivos o sus abortos. Los asesinatos “por honor”, el arrojar ácido a la cara y otras prácticas que hoy existen en países islámicos, como Paquistán, por ejemplo, son inconcebibles aquí en Europa.
      Yo no soy creyente pero he sido educado en el cristianismo y he llegado a la conclusión de que sin caridad y sin compasión no somos nada de nada.
      Por cierto Amira: Magnífica cosecha de setas este otoño. Las cocina mi mujer para guarnición de carnes y pescados. A la plancha o fritas en tortilla. ¡Están de rechupete!

      • Amira dijo:

        Siii Jesús hay setas por todas partes, las veo y me acuerdo de ti. Que las disfruten.
        No se a qué viene eso de no querer importar el Islam a Europa, yo estaba hablando de las ideas europeas exportadas al mundo islámico. De todas formas te diré que la brutalidad no es patrimonio exclusivo de ninguna civilización ni cultura, en todo caso es parte de la naturaleza y de la naturaleza humana. En la cultura occidental moderna lo que hay es un grado de desnaturalización tal que se pretende que la brutalidad o la violencia sencillamente se pueden abolir por decreto. Pero esto es una quimera. Yo también tengo una sensibilidad como la tuya, y me impresiona que a alguien se le pueda ocurrir castigar linchando a pedradas a alguien, pero en realidad lo que se pretendía con los castigos brutales era disuadir a las personas de actuar con brutalidad en contra de los derechos de los demás. Era una vía para canalizar la brutalidad dentro del ámbito de la justicia. Aclaro igual que la lapidación no es islámica sino que pertenece a la tradición judía. Por otro lado, si los musulmanes de hoy castigan con severidad y rigidez, incluso con castigos que no son islámicos, lo hacen traicionando el espíritu de la jurisprudencia islámica, que ha puesto tantas trabas, condiciones, salvedades y excepciones a los castigos que los ha llegado a convertir en algo prácticamente inaplicable, y de hecho raramente vistos en la historia del Islam.

        Aquí también matan mujeres, Jesús, y hombres. Y si lees los casos de homicidios por psicópatas en EEUU (una buena parte de los asesinos seriales matan solo mujeres), los crímenes “por honor” te parecerían un cuento de hadas. Hace no mucho tiempo leí un artículo con fotografías de mujeres con las caras quemadas por ácido, te vas a soprender pero había mujeres de medio mundo, británicas, australianas, indias, alguna sudamericana. Parece que la ocurrencia no es tan de musulmanes como lo suelen publicitar. Voy a ver si lo encuentro y te lo enlazo, si Dios quiere.

        La caridad y la compasión es todo, es cierto, pero tampoco se puede pretender vivir en el mundo de Heidi. En occidente no queremos ni saber que para comernos los bifes en bandejitas del supermercado alguien tuvo que matar una ternera, que las vaquitas no viven felices en el campo y los bifes crecen en los bosques como las setas (Cada vez hay más vegetarianos que aman a sus perritos a los cuales no tienen ningún inconveniente en castrar asépticamente en una veterinaria y destrozarles todo el sentido de su existencia). Y no me extiendo más porque me vas a sacar roja… Saludos.

      • Amira dijo:

        Mira Jesús, la wiki también aclara un poco el asunto de los crímenes de ácido. Por cierto hecha un vistazo a los castigos por dichos crímenes en los diferentes países.
        https://es.m.wikipedia.org/wiki/Ataque_con_%C3%A1cido

    • M.N. dijo:

      Muy acertado tu comentario, Amira. Destacaría como imprescindible para todos los comentarista esta frase: “Las sociedades musulmanas son profundamente religiosas y entienden la religión como orden social.”

      El islamismo político fue concebido desde el mundo islámico por musulmanes laicos, masones o ex marxistas, para enfrentar el modernismo occidental, igualmente basado en conceptos cristianos pasados por la batidora de la modernidad. Es pues la otra cara de la modernidad. No tanto una necesidad de occidente, sino “occidente” mismo en lucha contra si mismo, la modernidad contra la modernidad. Esto es similar al enfrentamiento entre marxismo y fascismo: lo que los fascistas declaraban a plena luz del día, lo hacían los marxistas igual o con mayor énfasis en la oscuridad pero justificándolo por la vía de la necesidad. Así, si la URRSS obtenía créditos en el parqué de Wall Street o invadía Azerbayan para apoderarse de su petróleo, era a pesar de que el marxismo se declaraba anti-capitalista y anti-imperialista,obligado por la “necesidad” de asegurar la supervivencia del Estado Socialista. Así, una tras otra, la tortura, el belicismo, la explotación de los trabajadores, el campo de concentración, entraron a formar parte de la praxis marxista oficial y como suele suceder con aquello que se realiza en la oscuridad, de manera mucho más nefasta que cuando las ideas están expuestas a la luz del día, ya que entonces están sujetas a la crítica y a la modulación mientras que lo que se hace en la oscuridad, barre cualquier posibilidad de crítica por muy luminosa que sea la teoría bajo la luz solar.

      Amira, el otro día comentaste que había gente que dudaba de antinorteamericanismo y el antisionismo de Sayyid Qutb, verdadero fundador del Islam Político, y no veo ningún fundamento a esas sospechas. También dijiste que los HM llevaban 90 años preparándose para las elecciones, pero los HM originales duraron muy poco ya que enseguida derivaron hacia la lucha anti-británica y fueron prohibidos y diezmados. La refundación de Sayyid Qutb duró lo mismo, seguida de su ilegalizacion y la ejecución de su refundador y teórico. Así que los HM han tenido el mismo tiempo y condiciones que tuvo el Partido Comunista de España para ganar unas elecciones después del fin del franquismo y sin embargo, el PCE no fue la fuerza más votada, ni por la izquierda ni por la derecha.

      • Amira dijo:

        M.N, lo que comenté acerca de Qutb fue porque una vez escuché a Kishk, el orador egipcio famoso, decir que juraba que Qutb no había trabajado para los americanos, después de muerto Qutb. Porque, M.N, en el mundo musulmán nadie es abiertamente proyanqui ni prosionista, esto es políticamente incorrecto, ni siquiera hay muchos directamente marxistas ni laicistas, al menos en ciertas esferas de la política.

        Con respecto a los Ijwan, la organización siguió funcionado desde su fundación, más allá de que aseisnaran a sus líderes o encarcelaran a muchos. Mientras que había muchos de ellos en la cárcel y en momentos en los que no podían participar en la política, en realidad seguían teniendo un activismo feroz. Tenían infiltrados en todos los ámbitos del poder político y mientras realizaban la prédica entre los estratos populares trapicheaban favores con políticos corruptos a cambio de votos, etc, etc. Siempre se manejaron con ese principio de “a por todas”, la vía de las armas, los asesinatos selectivos, la política electoral, las corruptelas de la justicia, del juego político, etc. Hace poco justamente vi una película egipcia que iba de eso. Para sobrevivir han tenido que cambiar de piel más de una vez, por eso cada tanto aparecen unos diciendo que son distintos de los anteriores.

      • M.N. dijo:

        Lo mismo que el PCE. y nunca han ganado unas elecciones.

  6. Jesús dijo:

    M.N: Los “antifosionistas” son los perrillos del Sionismo y de Israel. En mi juventud yo estuve cerca de ellos, debo reconocerlo. Pero nunca tendí una emboscada para apalear a nadie o acuchillarlo.
    Los antifosionistas hirieron de gravedad a un manifestante de PEGIDA en Dresde el sábado pasado. Lo pillaron sólo y desprevenido y está herido grave.
    Los antifosionistas son la franquicia en España de las milicias paramilitares de la Liga de Defensa Judía.
    Al profesor revisionista francés Robert Faurisson le rompieron la mandíbula y lo hubieran rematado en aquel parque de no haber acudido en su ayuda otras personas que paseaban también a sus perros.
    Los antifosionistas son unos cobardes criminales fanáticos que se saben protegidos por el largo brazo de Israel.
    ¿A que te ha gustado la palabrita, eh?
    Pues sí, creo que se me ha ocurrido a mi.
    ¡Mala gente esos antifosionistas!

    • M.N. dijo:

      Me ha encantado, complementa otro vocablo ya inventado que es “sionazis”.
      Pero una sugerencia, deberías perfeccionarlo, se comprendería mejor antifasionistas o antifascisionistas, incluso sio-antifas.

      !Que horror es esta lucha de todos contra todos!

      • Jesus dijo:

        M.N: Dejalo en “antifosionistas”, son una especie de mercenarios, tarados mutantes. En Francia tenian hilo directo con el Ministerio del Interior, lo explico la judia Francoise de Castro, esposa del ultra sionista Laurent Fabius, un autentico monstruo belicista y despiadado, pero en Francia los antifosionistas suelen ser franceses judios, de organizaciones paramilitares como el BETAR, los de aqui, los antifos espanoles no tienen ni puta idea de que en realidad estan sirviendo a Israel y son y actuan como su policia politica cuando incendian la libreria Europa de Barcelona o apunalan a un joven identitario.

  7. M.N. dijo:

    Puuuuuuf, no he llegado a leer ni la mitad del artículo. Vaya deriva que lleva el “countepunch”.

    Al principio del artículo nos cuela la trolaka de que “la sociedad palestina era mayoritariamente laica y moderada.” ¿Pero este tío que es lo que fuma? ¿No ha visto fotos de las revueltas anti-sionistas durante el mandato birtánico de Palestina, islámicas y nada moderadas? En ningún país islámico de principios del siglo XX la sociedad era mayoritariamente laica y moderada, sobre todo, esas sociedades eran mayoritariamente no laicas, moderadas si, hasta que empezaron a axfisiarlas. Las fotos que conocemos son fotos de las ciudades importantes donde la burguesía pro-colonial vestía a la occidental, al amparo de los ejércitos extranjeros y de los cargos públicos que repartía la administración colonial.

    Y no hay más verdad que esa, los laicos en el mundo islámico son los burgueses modernistas pro-occidentales, una minoría con mucho dinero y poder.

    Las sociedades islámicas no pueden tender al comunismo de ninguna manera. Es cierto que el Islam dice que el agua, el carburante, la vivienda y la ropa de abrigo no pueden estar en manos privadas cuando hay personas que carecen de estos mínimos, pero hasta ahí, el musulmán y sobremanera, el árabe ama su libertad individual, nunca aceptaría una sociedad militarizada o hiperlegislada como son los regímenes occidentales. Al musulmán le sobran como leyes las cuatro leyes fundamentales de la sharía, profundamente rectas, o como dice el articulista ya que estamos usando palabras que todo el mundo comprenda: derechistas. Y a partir de ahí que le dejen en paz los Sukarnos y compañía.

    El “pro-comunista” Sukarno era un Supremo Egoista. Era tan anticapitalista que se casó en segundas nupcias con la hija de un alto directivo de una compañía petrolifera y luego tuvo un porrón de esposas y amantes, imitando no al Profeta Muhammad, sino haciendo un compendio de las vidas de Marx y Mao Tse Tung, quizás de ahí su pro “comunismo” de opereta.
    Su padre era javanista, y le inculcó el teosofismo y el “islamismo” (no confundir con el Islam), su madre hinduismo y budismo. En fin, que según el articulista, si no fuera por los masones laicistas de deresha los masones laicistas de isquierda mandarían en los corazones de los musulmanes. anda, coje el petroleo y corre. Y ni una sola palabra sobre unos de los paises musulmanes más esperanzadores: Malasya. Hay que montar un circo de articulistas masones que escriben sobre el Islam, pero ya, que se acerca la navidad.

    • Jesus dijo:

      Buen comentario M.N, claro y conciso. Por cierto, el ejercito iraqui acaba de informar que han detenido a un CORONEL ISRAELI al mando de un regimiento del ISIS.
      Lo estan interrogando.

      • M.N. dijo:

        Ostras. Ojalá se confirme. Estoy dispuesto a tragarme todos mis comentarios sobre que el Isis no lo teledirige Israel, porque aparte de que no acostumbro a estar en contra de la realidad, sería una gran lección para el “taqfirismo” mundial.

    • M.N. dijo:

      De todas maneras, paciencia. En las guerras hay muchas mentiras. Si esto fuera auténtico, Rusia debería atacar a Israel (en teoría, no creo que estén tan locos) ya que el famoso ISIS sería Israel. ¡Menudo notición! Si al final el coronel desaparece y no le pasa nada, también se puede pensar en campaña publicitaria, Si lo fusilan públicamente en un plazo breve y se verifica su identidad, sería una prueba irrefutable. Hay que ser muy tonto para mandar a un coronel a dirigir a los taqfiristas.

      • Amira dijo:

        Pero, M.N, aunque los sionistas nunca serán realmente aliados de los islamistas, ni de nadie en realidad, tampoco es tan descabellado que anden en la vuelta ayudando aquí a unos allá a los contrarios, al fin y al cabo están más o menos seguros de que dominan el panorama, quizás solo por el hecho de que les conviene que controlen por determinado tiempo un territorio para comprar petroleo barato y esas cosas. O porque les sirve que las milicias chiíes se desgasten en la lucha contra ellos. Ahí me parece que Israel juega un poco ese papel, el de liante general del todos contra todos, menos contra ellos. Es increíble que el temible e indomable ISIS no haya hecho ni una mueca con respecto a los últimos acontecimientos en Palestina. Tú acusabas el otro día de defender a los islamistas de Hamas, yo no los defiendo, ni ideológicamente, ni me parece que lleven a cabo una resistencia demasiado inteligente, pero les reconozco estar luchando contra el monstruo de frente y en una desventaja atroz. El día que los islamistas del ISIS, del Al Nusra, y de los que sean, se dejen de matar musulmanes y se metan con Israel seguiré discrepando con su visión del Islam pero empezaré a pensar que son algo más y mejor que unas marionetas teledirigidas, conciente o inconscientemente, contra el mundo islámico.

      • Julio dijo:

        Obviamente es una trola. La prensa iraní inventa constantemente noticias sobre estos temas. A su lado 1984 es una broma.

      • M.N. dijo:

        La crítica a los defensores de Hamas no era para tí, sino en general, ya que tanta gente “disidente” apoya a Hamas y en realidad son tan salafistas como los del Isis, un poco menos bestias y taqfiristas, eso sí.

        El tema de Israel está sobredimensionado. al ser un país tan pequeño no tiene capacidad de ocupar grandes territorios y si de ser invadido al menor descuido, por eso hay 2 bandos entre los sionistas, los que adoptan la postura del perro que muerde a la menor provocación y los que quieren llegar a acuerdos, como es natural, ambos bandos pretenden que Israel sobreviva. Ambos enredaran a su alrededor para proteger sus intereses, en eso ambos son lo mismo.

        Israel no gana nada deponiendo a Assad para tener enfrente al Isis o a al-Qaeda. Si que gana en la destrucción. Otro que gana con la destrucción, aunque no lo diga nadie, es Rusia, concretamente la empresa Gazprom.

        Todo este conflicto se inició en 2009 cuando Qatar y Turquia pidieron a Siria permiso para construir el oleoducto Qatar-Turquía para suministrar petroleo a través del oleoducto Nabucco a Europa. Siria se negó, pese a que el proyecto le resultaba económicamente provechoso y entonces se dijo que el motivo era proteger los intereses de su socio Rusia, el mayor proveedor de gas a Europa. Entonces Rusia propuso su propio oleoducto desde Irán, que como no tiene continuación de Siria hasta Europa transportaría mucho menos gas (en barcos), aminorando el impacto de la competencia del gas del Pérsico sobre las exportaciones rusas a Europa. Esto fue lo que enfureció a Turcos y Qataris (BP, luego probablemente Gran Bretaña).

        A los EEUU este conflicto ni le va ni le viene, ya que es un importador de energía y cuanto más fuentes de hidrocarburos haya en el mercado, más baratos estarán los precios. si bien es cierto que EEUU es aliado de Gran Bretaña. A Rusia le importa mucho, ya que es un exportador nato que basa su politica con Europa en el sumistro de gas y petroleo y los precios bajos le hacen poca gracia. Me pregunto como exportaría Siria el gas iraní a Europa si basta una orden de Whasington para que se veten esas importaciones. Incluso a Iran le vendría mejor vender su gas a Qatar (Gran Bretaña) y facilitar con su aliado Siria la exportación en masa de su gas por el oleoducto que Siria se negó a construir, como han hecho durante el boycot a su petroleo de hace 4 años…

        Sabiendo esto, se entiende que el interés de EEUU en que el ISIS venda petroleo barato es una ridiculez si se compara con el interés que tiene Rusia en que el conflicto se instale en la región, también apoyando al PKK kurdo, y de esta manera, se bloqueen todos los oleoductos proyectados.

        En lugar de 1 o 2 oleoductos que den prosperidad y armonía a la región, tenemos una guerra asquerosa. Nadie podrá negar que ha sido la negativa Siria a la construcción del oleoducto Qatarí la que ha encendido los ánimos de Qatar y Turquía. Una negativa que a Siria ni le iba ni le venía, ya que a quien le interesaba paralizar el oleoducto era a Rusia. Los que han iniciado la agresión armada, no obstante, han sido turcos y qataris, eso también es cierto. Esto es lo mismo que la negativa polaca (obligada por los EEUU) a permitir un ferrocarril que uniera los 2 pedazos en que habían partido a Alemania en el tratado de Versailles. Hitler y Stalin decidieron acabar con el problema de un plumazo, pero los qataris y los turcos no han estado tan rápidos, porque a diferencia de Gran Bretaña que utilizó a Polonia para empezar su guerra contra Alemania y luego no le prestó la menor ayuda, Rusia finalmente si que ha apoyado a Siria.

        Así que ya sabes porque me río de los que dicen que Rusia apoya a los chiís, lucha contra el sionismo y sus políticas no generan muertes y sufrimientos en la población musulmana, sino que son sus salvadores. Por supuesto, la respuesta de Qatar y Turquía ha sido horrible, mejor hubiera sido una guerra convencional.

        Israel descubrió más tarde sus propios campos gasiferos y regaló a Gazprom una participación en el oleoducto que acompaña a la explotación, que por cierto va ser realizada por la italiana ENI y la catalana REPSOL, se supo hace 15 días. Resumiendo a EEUU le conviene que se hagan los 2 oleoductos y a Rusia e Israel que no se haga ninguno, así que a nadie extrañe que el resultado final de la suma de estos factores acabe en un matrimonio Rusia Israel. Rusia obligaría a Hezbola a respetar el oleoducto israelita y bloquearía el oleoducto qatarí, si puede. Fin del supuesto antisionismo de Rusia y del apoyo a los chiitas. No es de extrañar que EEUU se haya reconciliado con Irán.

        ¿Quien es el más malo de todos? Es dificil saberlo.
        ¿Quien tuvo el primero en su mano que no se liara la que se ha liado? Rusia y Siria.

  8. Gallego dijo:

    Todo eso estaria muy requetebien sino fuera porqeu Sukarno fue retirado del poder en Indonesia mediante un golpe de estado dirigido por el musulman Suharto y su ejercito mayoritariamente musulman

    Golpe de estado donde asesinaron a varios millones de izquierdistas del partido comunista y de los sindicatos ( los msimso chicos que hicieron sus matanza de cristianos en timor oriental hace bien poquito )

    Y son los mismos que masacraron a varios millones de izquierdistas en el Iran de Homeini que si con el Sha habia una oposicion de izquierdas con Homeini… se acabo

    Asi que esta bien que te lo creas o que pretendas engañar pero la realidad no coincide con tus predicaciones

    Tu quieres contraponer USA contra el islam ¿? pero lo logico es que vayan de la manita Quien se ha dado cuenta perfectamente de la situacion actual es Zizec en su “El fragil absoluto” libro que ya no se encuentra en español ¿porque será?

    Como decia Ataturk “El islam es la teologia absurda de un beduino inmoral . Un cadaver putrefacto que ha envenenado nuestra vidas ” y mira tu por donde el califa Erdogan esta liquidando la Turquia “laica” de Ataturk Y liqudando a….. los alevies la unica secta de PERSONAS que existe en el islam y eso a PESAR DEL ISLAM ( 20 millones en turquia que pueden formar “clases medias” http://www.voltairenet.org/article186155.html por eso estan discriminados y dentro de poco habra una fatwa ordenndo su exterminio como la que pesa sobre los Alauitas de Siria )

    Pero en definitiva ¿de que hablamos? de dictadores mas o menos “ilustrados” Saddan Assad Gadafi Sukarno o los Homeini Erdogan Suharto del Rey Saud etc etc ¿porque? porque en una sociedad donde la religion establece que la mitad de la pobalcion no tiene el mismo estatus juridico que la otra mitad cualquier posibilidad de democracia es NULA solo hay paises” laicos” ( aparentemente) donde un dictador les hace ser laicos a hostias y eso dura..lo que dura enseguida viene otro que cree a pies jumtillas en el coran y en la sharia y les devuelve a la baja edad media de Arabia

    Lo de las bombas y todo eso que dices si, pero chico el problema no es que te den una bomba y te vueles la cabeza, el problema de esta gente es el mismo que el de los tigres tamiles de Ceilan Alli creen en la reencarnacion y en el mundo arabe creen que se van a folalr con sus virgencitas qu ese las tiene reservadas Ala en persona ¿? Por eso es por lo que se matan y asesinan a los demas no porque los gringos les den los explosivos ( que tambien) el mahoma les comio bien el tarro solo van a l cielo si asesinan a otros no si se limitan a suicidarse ¿? menuda caridad para con los demas

    EN fin M.N sigue creyendo en tu islam feliz hasta que despiertes

    Saludos

    • Amira dijo:

      Pues yo ya he despertado. Gracias, gallego. A partir de ahora voy a creer en el socialismo feliz, porque de una ideología igualitaria y de un sistema en el que todos tenemos el mismo estatus jurídico solo se pueden generar sociedades sanas y democráticas. Nada de dictaduras ni dictadores, nada fusilamientos, purgas, hambrunas planificadas. Nada de todo eso haría falta porque el socialismo es el estado natural del hombre. Si acaso alguna ínfima matanza inicial, cortar alguna que otra cabeza al principio para asaltar el poder y desde allí instaurar el mundo noble e igualitario al que aspiramos. Pero no como el Isis no, nosotros no creemos en dogmas absurdos, nosotros nos basamos en la ciencia positiva y en las evidencias empíricas. De no haber sido por el imperio capitalista del Mal y las maquiavélicas religiones, el mundo hace tiempo que sería un verdadero paraíso terrenal. La revolución y la elevada moral de la izquierda habrían podido combatir la hipocresía, el engaño, el instinto depredador, la opresión y la avaricia. Morir por la revolución es el no va más de la sensatez y la gallardía.

  9. Jesús dijo:

    M.N: Omites que Siria e Irán son aliados históricos y que el yacimiento de gas es compartido y explotado conjuntamente por Irán y Qatar. El gasoducto desde Qatar y por Arabia Saudí y Siria dejaba, en la práctica, fuera de juego a Irán.
    Eso no justifica la guerra sucia y atroz que le han impuesto a Siria.

    • M.N. dijo:

      Yo tampoco he justificado la guerra sucia y atroz impuesta a Siria, me parece horrible, incluso he dicho que para eso mejor haber hecho una guerra convencional (que tampoco justifico). Lo que digo es que si Siria no se llega a negar al paso del oleoducto, que a fin de cuentas le reportaba beneficios, qatarís y turcos (junto a sus aliados) no hubieran empezado esa sucia guerra para derrocar a Assad (y construir su oleoducto)
      .
      El gaseoducto desde Irán vino después, una alternativa avalada por Rusia porque bombea mucho menos gas (se transporta luego por barco) y le hace menos daño a su puesto de primer suministrador de gas a Europa. También he dicho ¿Como pensaban vender ese gas en Europa con las sanciones useñas a los hidrocarburos iranís? Ese oleoducto no tiene sentido si EEUU no quiere). No creo que nadie hubiera dejado fuera a Irán, ni del uso conjunto del oleoducto (Qatar lleva 4 años vendiendo el petroleo iraní a occidente, a pesar de las sanciones useñas) ni de llevar a cabo su propio oleoducto, le bastaba a Siria con decir que si a ese oleoducto pero que el Iraní también. Siria tenía la llave para que todos hubieran salido ganando. Pienso que no me he excedido en el comentario.

  10. Jesús dijo:

    http://www.sana.sy/es/?p=32164
    El sentido común me inclina a escuchar las palabras del jeque Nasrallah, que ha perdido tres hijos combatiendo la ocupación sionista del sur del Líbano.
    Pero no, ¡oh, gran M.N! Tú, y nadie más que tú, eres la única fuente de sabiduría y los demás son unos farsantes y unos charlatanes.

    • M.N. dijo:

      Yo me he limitado a exponer cual es el tranfondo petrolero y gasístico del conflicto, no le quito el derecho ni la razón a Nasrallah cuando dice que hay 2 frentes, es evidente que hay 2 frentes, pro-Assad y anti-Assad, y sus componentes son conocidos, en eso no tengo nada que objetar a Nasrallah. Yo he entrado en las motivaciones”energéticas” de los que contienden, y me parece evidente que a Rusia (Gazprom) no le interesan esos oleoductos. El otro actor que no tiene interés en esos oleoducto es Israel. ¿Estoy equivocado?

  11. Jesús dijo:

    En ese punto creo que tu percepción es correcta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s